Chameleon Buttons

Chameleon Buttons (Window Manager) 1.1.0.129

La descarga ya no está disponible. La causa podría ser que el programa haya sido descatalogado, por un problema de seguridad o por alguna otra razón.

Botones extra para dominar completamente tus ventanas

Minimizar, maximizar y cerrar: tres acciones típicamente asociadas a las ventanas y que se te pueden quedar cortas. En ese caso, echa mano de Chameleon Buttons para añadir nuevas funciones a la barra superior. Ver descripción completa

PROS

  • Todos los botones son útiles
  • Se adapta bien a la barra superior
  • Muy personalizable
  • Incluye un gestor de apagado

CONTRAS

  • Nada destacable

Excelente
9

Minimizar, maximizar y cerrar: tres acciones típicamente asociadas a las ventanas y que se te pueden quedar cortas. En ese caso, echa mano de Chameleon Buttons para añadir nuevas funciones a la barra superior.

Chameleon Buttons, también conocido como Window Manager, se compone de seis nuevos comportamientos aplicables a las ventanas: maximizar en la mitad izquierda, en la derecha, aplicar transparencia, poner siempre al frente, minimizar a la barra de sistema y ocultar todo menos la barra de título.

Todas las funciones de Chameleon Buttons son configurables desde un cómodo panel, pudiendo mostrarlos botones donde y cuando te parezca. Desde ya te decimos que todos ellos son muy útiles y mejorarán tu experiencia con Windows.

Por si fuera poco, Chameleon Buttons incluye un gestor de apagado capaz de programar tareas como el reposo, el bloqueo de pantalla o el reinicio. Es una utilidad aparte, también gratis, que pone el broche de oro a esta joya de programa.

— Opinión usuarios — sobre Chameleon Buttons

  • "Visualiza tus ventanas simultaneamente y mas que eso"

    Lo utilice y me perece una buena aplicaión para quienes gustamos de realizar mas de una actividad a la vez. Más.

    analizado el 14 de marzo de 2013

  • Jobertic

    por Jobertic

    "¡Cuidado!"

    Parece que el archivo trae algún malware, el mismo chrome lo detecta. Más.

    analizado el 27 de febrero de 2013